Ingredientes Elaboración Ver receta principal

Salmón marinado al eneldo

Marinar el pescado es una gran opción para disfrutarlo en el tiempo. Permite ayudar a la conservación de la pieza y de su sabor, por supuesto con el apoyo de congelar el elemento.

Con un buen marinado puedes plantearte la posibilidad de hacer una compra grande de salmón al mes, condimentarlo muy bien, dejarla en la nevera y tener varias comidas aseguradas para cuando lo desees.

Recuerda que el salmón encaja con una gran variedad de ingredientes, por lo que puedes comerlo con pasta, canapés, ensaladas o incluso solo. Anímate con este increíble pescado y con esta receta casera para marinarlo.

Receta de Salmón marinado al eneldo

Salmón marinado al eneldo

Ingredientes para Salmón marinado al eneldo

  • Salmón fresco. 1 kilogramo.
  • Eneldo seco. 10 gr.
  • Sal gruesa o marina. 1 kilogramo.
  • Azúcar blanca. 250 gr.
  • Aceite de oliva virgen.

Cómo hacer Salmón marinado al eneldo

  1. Vas a necesitar un recipiente lo suficientemente espacioso y que pueda caber en tu nevera sin ningún problema. En este recipiente vamos a realizar la mezcla de sal, azúcar y el eneldo seco. Cuando esté homogénea continuamos.
  2. Una vez que lo tengas, vamos con el pescado. Este debe estar limpio de espinas y cortado en filetes, conservando la piel. Estas piezas listas las vamos a sumergir en nuestra mezcla, asegurándonos que se impregnen bien.
  3. Con una cucharilla vas tomar parte de la mezcla y cubres la pieza de salmón por completo. Debe quedar enterrada bajo tu preparado. Cuando lo esté, cubre con papel film y llévalo a la nevera unas 24 a 48 horas.
  4. Transcurrido el tiempo y que estén marinados, sácalos del recipiente. Colócalos bajo el chorro de agua fría para retirar cualquier resto de azúcar del marinado. Cuando termines y queden limpios, seca con papel absorbente la pieza.
  5. Una vez que estén secos, rocía unas gotitas de aceite de oliva que te permitan humectar el pescado. Extiéndelo con la ayuda de una brocha de cocina o de más papel absorbente.
  6. Así, ya tendremos listo nuestro salmón marinado. Deja en la nevera solo aquel que vayas a consumir en los próximos tres a cuatro días y el resto llévalo al congelador, para que te dure por meses.
¿Te ha sido útil esta receta?
¡Gracias por tu ayuda!
¿Cómo podemos mejorarla?

Ver más recetas de Salmón marinado